Warning: Undefined array key "title" in /home/storm/sites/weare-lush-com/public/wp-content/mu-plugins/weareblocks/render_functions/furtherreading.php on line 22
Declaración 2019/20: Lucha contra la esclavitud moderna

Combatiendo la esclavitud moderna 2019/20

Nuestras políticas

Se estima que 40,3 millones de personas son víctimas de la esclavitud moderna o la trata de personas, esta es la Declaración de esclavitud moderna de Lush.

última actualización: 23 de Diciembre de 2020

Declaración 2019/20: Lucha contra la esclavitud moderna

Introducción

“Esclavitud moderna” es la frase utilizada para describir los delitos de trata de personas, esclavitud y prácticas análogas a la esclavitud como la servidumbre, el trabajo forzoso, el matrimonio forzado o servil, la venta y explotación de niños y la servidumbre por deudas. Todas estas practicas involucran a una persona que priva a otra de su libertad, con el fin de explotarla con fines de lucro personal o comercial.

“Es una realidad contrastada que incluso en la actualidad, hombres, mujeres y niños de todo el mundo siguen siendo víctimas de la esclavitud moderna. Los compran y venden en los mercados públicos, los obligan a casarse en contra de su voluntad, proporcionando mano de obra bajo la apariencia de “matrimonio”. Son obligados a trabajar en fábricas clandestinas con la promesa de un salario que a menudo se les retiene, o en barcos de pesca donde los hombres y los niños son retenidos con amenazas y violencia. Se ven obligadas a trabajar en la construcción, en tiendas, granjas o casas como empleados domésticos. El trabajo que se consigue mediante la fuerza, la coacción o las amenazas produce parte de la comida que comemos, la ropa que usamos y los balones de fútbol que chutamos. Así como los minerales que han sido extraídos mediante el trabajo forzoso en las minas y son utilizados en la electrónica, los automóviles o los cosméticos, entre muchos otros productos”.

“Reconocemos que medir la esclavitud moderna es una tarea difícil, sobre todo porque ninguna fuente única proporciona datos adecuados y fiables sobre todas las formas de esclavitud moderna. Se estima que 40,3 millones de hombres, mujeres y niños fueron víctimas de la esclavitud moderna durante el 2018.” (www.globalslaveryindex.org/2018/findings/global-findings/)

Eso es alrededor de 1 de cada 185 personas vivas, de las cuales, 24,9 millones de personas están en situación de trabajo forzoso.

La esclavitud moderna es más frecuente en África, seguida de algunas regiones de Asia y el Pacífico, sin embargo, está presente en todos los países del mundo. Gran Bretaña alberga al menos 100.000 esclavos modernos según un nuevo estudio, y es probable que el número real sea aún mayor. (It Still Happens Here: Fighting UK Slavery In The 2020s – CSJ July 2020)

“La esclavitud es ilegal en todo momento y en todo lugar. Está oficialmente prohibido en nuestro sistema económico. Sin embargo, aunque los estados han abolido formalmente la esclavitud, los sistemas económicos continúan tolerando y generando prácticas que generan resultados similares”. (A Blueprint for Mobilizing Finance Against Slavery and Trafficking, September 2019)

Nuestra quinta Declaración sobre esclavitud moderna, se ha publicado en conformidad con la Ley de esclavitud moderna del Reino Unido (2015). La sección 54 de esta ley determina que todas las organizaciones con una facturación anual global de £ 36 millones o más, que realicen negocios en el Reino Unido, presenten una declaración de esclavitud y trata de personas para cada año financiero. La declaración debe establecer los pasos que ha tomado una empresa ese año para identificar y erradicar la esclavitud moderna de su negocio y su cadena de suministro. El año financiero se extiende desde julio hasta finales de junio.

Además de la Ley de Esclavitud Moderna del Reino Unido, se ha introducido una legislación similar en otras partes del mundo: la Ley de Transparencia en las Cadenas de Suministro de California (2010), la Ley del Deber de Vigilancia de Francia (2017) y la Ley de Esclavitud Moderna de Australia (2018). La UE está discutiendo actualmente una regulación obligatoria de los derechos humanos, lo que es un paso importante para ampliar el alcance y los debates en torno a este importante tema.

La publicación de una Declaración sobre la esclavitud moderna es un paso hacia la transparencia con los clientes y una comunidad empresarial implicada con todas las partes interesadas.

Esta declaración detalla lo que está haciendo Lush para combatir los riesgos de la esclavitud moderna y la trata de personas en nuestro propio negocio y en nuestras cadenas de suministro. Proporciona una actualización de las actividades y compromisos detallados en nuestra anterior Declaración sobre la esclavitud moderna y las medidas adoptadas durante el año fiscal de julio de 2019 a junio de 2020. Esta declaración también incluye una actualización de algunas de las acciones que hemos tomado entre julio de 2020 y noviembre de 2020, ya que parte de nuestro programa se retrasó debido a la pandemia derivada del Covid-19. Esta declaración también describe nuestros compromisos para mitigar el riesgo de la esclavitud moderna en nuestra cadena de suministro y negocios en el futuro.

Nuestro negocio – estructura organizativa

Lush es una marca de cosméticos del Reino Unido, con sede en Poole y una oficina adicional en Londres. Se inició en 1995 con un equipo muy unido que ha seguido trabajando conjuntamente durante más de 40 años. La primera tienda Lush abrió en 29 High St, Poole en abril de 1995, y los productos se fabricaban en un pequeño espacio encima de la tienda. Lush hace hincapié en los beneficios de utilizar ingredientes frescos y naturales de la mejor calidad en nuestros productos por sus efectos nutritivos en el cuerpo y la mente. Nos esforzamos por garantizar que nuestros productos lleguen a nuestros clientes en las condiciones más frescas, cuando son más potentes y efectivos; ese el centro de nuestra filosofía. Usamos ingredientes como frutas y verduras, hierbas, flores, mantecas y aceites esenciales.

La expansión global de Lush, aunque rápida, ha sido cuidadosamente controlada. 25 años después, Lush tiene más de 100 tiendas en el Reino Unido, más de 900 tiendas en todo el mundo y está presente en 47 países, con fábricas en 6 países (Reino Unido, América del Norte, Alemania, Croacia, Japón y Australia), y unas 14.000 personas empleadas. También hemos abierto Spas de Lush en ubicaciones selectas en el Reino Unido, Francia, Corea, Japón y España. Inventamos, fabricamos y comercializamos al por menor nuestra propia gama de productos únicos para que podamos estar seguros de que nuestras creencias y ética se llevan a cabo en todas las etapas. Estamos muy orgullosos de ofrecer una gama de productos cosméticos frescos hechos a mano que se fabrican en casa y se venden a través de nuestras tiendas minoristas y canales digitales.

Se realizaron un promedio de unos 930 tipos de productos por mes en nuestra fábrica del Reino Unido durante 2019/20. Esto incluye productos de todo el año y de edición limitada así como los diferentes tamaños de un producto. Lush se gestiona de acuerdo con un conjunto de principios éticos fundamentales escritos por nuestros fundadores al comienzo de la vida de Lush y recogidos en  nuestro “Creemos en”. Estos principios sustentan todo lo que hacemos y recorren todos los aspectos de nuestro negocio. Lush establece además sus valores o principios fundamentales en el Código Ético de Lush.

Nuestro negocio: nuestras cadenas de suministro

Los productos de Lush se ponen a la venta en nuestras tiendas y nuestra web, son inventados internamente y hechos a mano en nuestras fábricas. El Equipo de Compras Creativas gestiona las cadenas de suministro y junto con el Equipo de Cumplimiento Ético se aseguran de que los proveedores de productos y materias primas se seleccionen en función de criterios éticos y sostenibles, así como comerciales. Las cadenas de suministro de productos son complejas e implican una serie de procesos diferentes: las cadenas de suministro de Lush no son una excepción, aunque siempre que sea posible, intentamos comprar de la manera más directa posible, la mayoría de las cadenas de suministro se componen de varios niveles que se extienden por numerosos países. Obtenemos alrededor de 1400 materiales de más de 80 países de todo el mundo con un gasto de compra anual de 40,9 millones de libras esterlinas en el Reino Unido.

Tenemos muchas cadenas de suministro que contribuyen al funcionamiento de nuestro negocio y, a medida que el negocio de Lush sigue creciendo, también lo hacen nuestras cadenas de suministro. Por ejemplo, nuestras cadenas de suministro de materias primas están compuestas por una red de aproximadamente 400 proveedores en todo el mundo. Este número continúa evolucionando a medida que descubrimos nuevos materiales, conocemos nuevos proveedores y suministramos materiales para satisfacer las crecientes necesidades comerciales.

Estamos comprometidos con la obtención y el desarrollo de materiales éticos y de alta calidad para nuestros productos a través de una red global resistente. También cultivamos materiales nosotros mismos a través de proyectos agrícolas y asociaciones directas en todo el mundo. Desde el comienzo hemos comprendido que es vital concer cada materia prima,el impacto local de su producción y quiénes están involucrados en su cadena de suministro para garantizar ingredientes de primera calidad y sin explotación de ningún tipo. Como empresa, nos dimos cuenta de que podíamos tener un impacto tanto positivo como negativo a través de nuestras operaciones comerciales. Desde entonces, hemos aspirado a maximizar el beneficio de nuestras acciones, confiando en relaciones positivas y abiertas con nuestros proveedores y productores para encontrar un camino hacia un negocio verdaderamente ético y sostenible que perdurará en el futuro.

Nuestra visión es que todos y cada uno de los ingredientes que compramos contribuyan a un futuro positivo. Estamos construyendo una red de pioneros que  comparten ideas afines y que desean formar parte de la solución de los problemas diarios. Eso significa encontrar formas en las que podamos cultivar, producir, fabricar y enviar nuestros productos que sean verdaderamente sostenibles. De hecho, hemos dejado de apuntar a lo sostenible, poniendo el foco en lo regenerativo, asegurándonos de que nuestras compras devuelvan más a la tierra, a la comunidad y al mundo natural de lo que extraen y, al mismo tiempo, brindan ganancias y un negocio viable para todos. Queremos dejar el mundo mejor de lo que lo encontramos.

El riesgo de la esclavitud moderna reside en todos los niveles de la cadena de suministro de una empresa. Para Lush, una de estas cadenas de suministro de alto riesgo era la mica, por lo que nos hemos alejado de la obtención de mica natural, por eso tomamos la decisión de dejar de utilizar mica completamente natural a partir del 1 de enero de 2018.

Otra industria de alto riesgo es la minería. Actualmente estamos en el proceso de elaborar una política interna sobre prácticas de compra de materiales extraídos a través de la mineria, desarrollando un proceso de identificación de riesgos en diferentes países y comparando prácticas para la extracción de estos materiales.

Nuestro enfoque en la industria de la palma comenzó en 2008 cuando nos dimos cuenta de las prácticas ambientales destructivas involucradas, pero ahora también lo consideramos como un alto riesgo de esclavitud. “Las organizaciones no gubernamentales (ONG) y los sindicatos informan que incluso las plantaciones que han sido certificadas como ‘sostenibles’ a menudo muestran signos de trabajo infantil y trabajo forzoso” (Greenpeace, Final Countdown Report, 2018). Lush aún está en proceso de identificar y erradicar los últimos remanentes de palma de nuestra cadena de suministro. Este año redujimos el % de peso en los materiales derivados de la palma utilizados en la fábrica del 9,6% al 7,9%. Hay planes para reducir esto aún más en 2021, haciendo hincapie en los productos con el mayor volumen de materiales derivados de la palma.

Nuestras políticas y prácticas en relación con la esclavitud y la trata de personas: requisitos mínimos

Contamos con varias políticas que nos ayudan a hacer cumplir los estándares establecidos para mitigar el riesgo de la esclavitud moderna y también alientan la divulgación de tales prácticas dentro de nuestro negocio y en todas nuestras cadenas de suministro. Estas políticas son revisadas, comunicadas y reconocidas por proveedores nuevos y existentes y también comunicadas a todos los socios comerciales de Lush. Como requisito mínimo, todos nuestros proveedores deben cumplir y reconocer las siguientes políticas / documentos (además de nuestra estricta Política y declaración anti testado en animales):

Nuestra política contra la esclavitud y la trata de personas Esta política define claramente la posición de Lush sobre la esclavitud moderna y establece los estándares mínimos que esperamos que cumplan todos nuestros proveedores para garantizar el trato justo y el bienestar de todos los trabajadores en nuestras cadenas de suministro. Cualquier empleado que incumpla esta política enfrentará una acción disciplinaria, que podría resultar en el despido por mala conducta o falta grave. Podemos terminar nuestra relación con otras personas y organizaciones que trabajan en nuestro nombre si infringen esta política.

Nuestra Política de Cuidado de las personas, Cuidado de la Tierra y Compra ética Estas políticas de compra consisten en requisitos legales, estándares no negociables y estándares progresivos. Dentro de la Sección “4.0 Obligaciones legales” de esta política, informamos al proveedor de lo siguiente:

4.1 Los proveedores deben cumplir con todas las obligaciones legales y todas las políticas relevantes de Lush. Estas políticas incluyen nuestra ‘Política contra la esclavitud y la trata de personas’, ‘Política contra el soborno y la corrupción’, entre otras, que se pueden encontrar aquí: https://weare.lush.com/lush-life/our-policies/anti- política-de-soborno-y-corrupción /

4.2 Los proveedores deben contar con sistemas para revisar y cumplir con sus obligaciones legales bajo regulaciones como la Ley de Esclavitud Moderna del Reino Unido (o cualquier otra legislación diseñada para combatir la esclavitud moderna y los delitos relacionados con la trata y la esclavitud), la Ley de Derechos Humanos, el protocolo de Nagoya , leyes fiscales y ambientales, incluyendo también cuando sea relevante la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES), para proteger plantas y animales en peligro y ayudar a la regeneración de ambientes degradados.

Hemos incluido un principio que asegura el pago de los empleados en nuestro documento de este año.

La Política de Cuidado de las personas, Cuidado de la Tierra y Compra ética nos ayuda a garantizar que nuestra cadena de suministro coincida con nuestros valores fundamentales.

Encuestas online para proveedores sobre nuestra política de compras 

El propósito de esta encuesta online es abrir un diálogo y recopilar información que ayudará a Lush a identificar prácticas positivas en nuestras cadenas de suministro, o identificar que apoyo podría ser necesario para lograr mejoras. Este año, la encuesta debía enviarse en abril de 2020, pero debido al Covid-19 se envió en septiembre de 2020 a todos los proveedores directos. La información de nuestra encuesta online para proveedores sobre nuestra política de compras nos permite comparar proveedores y prácticas para seguir el progreso en cada una de las áreas cubiertas por nuestra política de compras.

Nuestra política de denuncia de irregularidades Hemos estado trabajando en el desarrollo de una nueva Política global de denuncia de irregularidades que se compartió con todos los empleados de Lush este año.

La política permite que los empleados y cualquier otra persona denuncien cualquier negligencia ilegal o poco ética que pueda ser observada dentro de nuestro negocio o cadena de suministro mientras permanecen en el anonimato y están protegidos por la ley contra cualquier maltrato por informar sus inquietudes.

Al fomentar una cultura de denuncia de irregularidades, podemos continuar promoviendo la transparencia y formar a nuestro personal y a los de nuestras cadenas de suministro para ayudar a mantener nuestros altos estándares éticos en cada área del negocio.

Esta es una política global que deben cumplir todas las empresas de Lush y debe ponerse a disposición de todos los empleados de Lush.

Nuestra dirección de correo electrónico central para denuncias de irregularidades, “[email protected]”, es supervisada por nuestro equipo de People Experience de Lush UK y los casos de denuncia de irregularidades se investigarán y resolverán en el menor tiempo posible.

Las infracciones a estas políticas no se toman a la ligera. Cuando exista la oportunidad de influir en el cambio, trabajaremos arduamente con nuestros proveedores para hacerlo, pero no dudaremos en dejar de comerciar con cualquier organización donde los incumplimientos de nuestras políticas sean graves.

Asumir la responsabilidad: gobernanza

La junta directiva de Lush tiene la responsabilidad general de garantizar que Lush cumpla con la Ley de esclavitud moderna y que todos los que están bajo nuestro control la cumplan. La gerencia en todos los niveles es responsable de asegurar que quienes les reportan comprendan el problema de la esclavitud moderna y cumplan con esta política.

Formación y sensibilización

Alrededor de 14 000 personas trabajan para Lush en todo el mundo (9186 empleados del grupo Lush, sin incluir a los paises asociados), incluso más en momentos como la Navidad, cuando contratamos personal de temporada. Queremos que todos los empleados tengan una comprensión activa y comprometida de los riesgos de la esclavitud moderna para nuestro negocio. En noviembre de 2018, comenzamos a implementar formaciones dentro de la empresa para educar sobre los riesgos e indicadores de la esclavitud moderna. Hemos continuado implementando esta capacitación en nuevas áreas y equipos en todo el negocio durante el año fiscal 19/20.  Con esta experiencia, esperamos que nuestro personal identifique las señales de advertencia y pueda compartir sus sospechas si un proveedor parece no estar cumpliendo con nuestros estándares.

Nuestra política contra la esclavitud y la trata de personas y las declaraciones sobre esclavitud moderna se publican en nuestra web donde el personal, los proveedores, los clientes y cualquier persona interesada pueden leer sobre los riesgos para nuestro negocio y los pasos que estamos tomando para combatir la esclavitud moderna. Durante el período de elaboración del informe 2019/20, hemos implementado una formación actualizada para nuestro equipo de compras sobre prácticas de compra y esclavitud moderna que fue impartida por Stronger Together. Además, nuestro objetivo era implementar una formación online para los managers de todos los departamentos, sin embargo, esto se retrasó debido a los efectos del Covid-19. Los miembros del equipo de Cumplimiento Ético han asistido a la capacitación sobre Prácticas de Compra y Esclavitud Moderna y se unirán a un “Taller Avanzado de Lucha contra la Esclavitud Moderna en las Empresas del Reino Unido” durante el próximo año financiero. Nuestro equipo de Personas trabajará en una sesión de capacitación mejorada que se puede brindar a los equipos internos de Lush y se puede implementar en toda la empresa. Además de esto, también hemos explorado opciones para la formación de proveedores y organizamos con éxito dos conferencias online sobre la esclavitud moderna (acción tomada en el año fiscal 19/20).

Indicadores clave para medir la efectividad de los pasos tomados en 2019/20 y lo que Lush quiere lograr durante 2020/21. Procesos de debida diligencia / Evaluación y gestión de riesgos

Usamos indicadores clave para medir cuán efectivos hemos sido en la lucha contra la esclavitud y la trata de personas en nuestro negocio y cadenas de suministro.

Estos son los indicadores cuantitativos y cualitativos que revisaremos en el futuro:

  • Número de proveedores de alto riesgo.
  • Porcentaje de proveedores de alto valor o gran volumen que tienen o han tenido una clasificación de esclavitud moderna de alto riesgo.
  • Porcentaje de proveedores que han tenido una auditoría ética / social de terceros.
  • Porcentaje de auditorías que plantean disconformidades relacionadas con la esclavitud moderna.
  • Porcentaje de no conformidades de la esclavitud moderna cerradas dentro del plazo estipulado.
  • Número de proyectos y colaboraciones establecidos para prevenir y abordar los riesgos en nuestra cadena de suministro.
  • Porcentaje de proveedores capacitados para prevenir / identificar la esclavitud moderna.
  • Porcentaje de proveedores que cuentan con un mecanismo de reclamación.
  • Número de proveedores que conocen la esclavitud moderna y están tomando medidas para gestionar los riesgos de la esclavitud moderna.
  • Número de proveedores que se han comprometido a abordar la esclavitud moderna, por ejemplo, a través de un código de conducta o un informe.
  • Comentarios de las víctimas sobre los resultados de las quejas y la eficacia de los procedimientos de quejas y procedimientos de denuncia de irregularidades.
  • Comentarios de las partes interesadas sobre la eficacia de la estrategia de trabajo forzoso.
  • Cambios en la conciencia de los proveedores sobre los problemas de la esclavitud moderna.
  • Nivel de compromiso de los proveedores de alta prioridad.

Este año (2019/20), hemos fortalecido aún más nuestros procesos internos para poder hacer el seguimiento y abordar el riesgo de la esclavitud moderna de la mejor manera posible. La política de Cuidado de las personas, Cuidado de la Tierra y Compra ética, que se basa en el Código Base de la Iniciativa de Comercio Ético y los Convenios Fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo, se envió a todos los proveedores por última vez en septiembre de 2020.

La política incluye una prohibición del trabajo forzoso, en servidumbre o involuntario y también cubre estas áreas:

  • Empleo libremente elegido
  • Libertad de asociación y derecho a la negociación colectiva
  • Condiciones de trabajo seguras e higiénicas
  • Trabajo infantil
  • Salarios mínimos legales y beneficios legalmente obligatorios
  • Jornada Laboral
  • Discriminación
  • Empleo regular
  • Trato severo o inhumano
  • Trabajo a domicilio y subcontratación
  • Uso de organismos genéticamente modificados
  • Medio ambiente y biodiversidad
  • Prácticas de manejo de químicos
  • Bienestar animal en la agricultura
  • Salud del suelo
  • Plaguicidas altamente peligrosos
  • Gestión forestal
  • Salarios justos
  • Obligaciones legales

La política se envió junto con nuestra última encuesta online para proveedores (el proceso se describe más adelante) en septiembre de 2020. La encuesta estaba programada para enviarse mucho antes, pero debido al brote de Covid-19 tuvimos que cambiar nuestra enfoque, ya que no pensamos que fuera correcto solicitar mucha información a los proveedores en un momento en el que muchas empresas se vieron obligadas a cerrar o incluso simplemente estaban tratando de sobrevivir. En lugar de enviar la encuesta que habíamos planeado inicialmente, enviamos una encuesta rápida para recopilar información sobre el Covid-19 (año fiscal 19/20) y cómo ha afectado a los negocios de nuestros proveedores. Sentimos que era lo correcto acercarnos para obtener más información sobre la dependencia de nuestros proveedores con nosotros como negocio, el impacto operativo que el Covid-19 ha tenido, si los proveedores han experimentado una disminución / aumento de la demanda, días operativos perdidos y similares . Lo más importante es que también queríamos conocer la disponibilidad de los empleados, las políticas y prácticas de bienestar.

El Covid-19 ha tenido un impacto profundo en el mundo, pero también ha creado más desafíos para las personas. Ha aumentado la vulnerabilidad a la esclavitud, ha empeorado la discriminación, ha aumentado los riesgos para los trabajadores migrantes y ha interrumpido los esfuerzos contra la esclavitud. Las protecciones de los derechos humanos han sido más bajas, por ejemplo, cuando miramos a India, donde una serie de leyes laborales se han relajado en respuesta a la pandemia. En nuestra última declaración sobre esclavitud moderna, dijimos que la política de Cuidado de las personas, Cuidado de la Tierra y Compra ética se implementaría en todos los mercados mundiales de Lush; sin embargo, esto se ha retrasado debido a el Covid y ahora está previsto para principios de 2021.

En mayo de 2019, la empresa decidió introducir el uso de Supplyshift, que es una solución tecnológica que ayuda a automatizar una serie de prácticas de abastecimiento ético en una cadena de suministro global. Cubre el mapeo de la cadena de suministro, la evaluación comparativa de proveedores, el análisis de riesgos, la presentación de informes y puede ayudar a obtener más transparencia. Es una herramienta que ayudará al equipo de compras de Lush a visualizar en la cadena de suministro cualquier posible riesgo e información en un solo lugar. Al consolidar toda la información sobre la cadena de suministro en un solo lugar, permite tomar decisiones más responsables y productivas. En resumen, SupplyShift ayuda con la gestión de proveedores, el abastecimiento responsable y el compromiso de los proveedores.

El uso de SupplyShift nos ayuda a elevar los estándares y las medidas de cumplimiento en todas nuestras cadenas de suministro, fomentar la divulgación, permitirnos revisar las políticas y obtener el reconocimiento de nuestras políticas por parte de los proveedores anualmente, comparar proveedores y hacer un seguimiento del progreso a lo largo del tiempo, ayudarnos a decidir dónde utilizar el ayuda de auditorías de terceros y establezca objetivos de desarrollo para proveedores que aún no cumplan con los estándares de nuestra política de compras. Además de SupplyShift, también hemos presentado Maplecroft, una casa de investigación global y una organización de análisis de datos que ayuda con el modelado de datos, el análisis de riesgos y la previsión a nivel de país e industria. Esto permite a Lush tener acceso a más de 10 años de datos de Maplecroft que abarcan 200 índices de riesgo en 198 países.

25%

de las personas que sufren algún tipo de esclavitud moderna son niños.

Audio player image

12:11