Los productos frescos son sinónimo de Lush: son la esencia de nuestra filosofía.

Los productos frescos son sinónimo de Lush, pues son la esencia de nuestra filosofía. Comerse una manzana recién arrancada de la rama de un árbol es sin duda lo más sano para tu cuerpo… Los cosméticos frescos y hechos a mano son muy parecidos a la comida en ese sentido: cuanto más frescos y recientes, más nutrientes aportan a tu piel. Los ingredientes frescos de calidad son mucho más nutritivos y reaccionan de una forma mucho más efectiva sobre la piel, el pelo y la mente que todos esos productos de belleza que, aunque duran mucho más, están cargados de conservantes. Los ingredientes en crudo y frescos, que aún no se han descompuesto, contienen propiedades activas, como vitaminas, minerales y enzimas, que poseen maravillosos beneficios. Los aceites esenciales son además mucho más potentes y efectivos cuando acaban de ser exprimidos o extraídos de las plantas y flores.

Los ingredientes naturales, las plantas, las arcillas, las mantecas y los aceites esenciales llevan usándose desde hace cientos de años, por eso se sabe que son efectivos y seguros, además de respetuosos con el medioambiente. En el lado contrario encontramos las sustancias químicas y todos los reclamos con fórmulas milagrosas que, aunque en principio suenan muy atractivos y prometen la eterna juventud, no se sabe lo efectivos y seguros que son realmente.

En Lush llevamos muchos años trabajando con productos frescos y sabemos cómo formular, fabricar y distribuir cosmética cargada de fruta y verdura (y siempre que nos es posible, también orgánica). 

Hemos descubierto que usar las frutas o verduras enteras es mucho más beneficioso que aislar una única propiedad para añadirla a un producto cosmético e intentar recrear su función. En Lush minimizamos el uso de sintéticos y conservantes, de hecho el 65% de nuestros productos son autoconservantes. Nos aseguramos además de usar solamente los conservantes más seguros y suaves que conocemos. Nuestras mascarillas frescas son tan nutritivas como un batido de frutas: 100% naturales y sin conservantes, y por eso nos aseguramos siempre de colocarlas en el área central de nuestras tiendas.

Creemos que los clientes tienen derecho a saber exactamente lo que contienen los productos que compran, y por eso aparecen ordenados de mayor a menor cuantía en las etiquetas. Además, nuestros productos son aptos tanto para personas vegetarianas como veganas, lo que se indica en la etiqueta para que el cliente pueda elegir cuál se ajusta mejor a sus necesidades.

Después de años acumulando conocimientos y experiencias y escuchando las necesidades de nuestros clientes, hemos creado una gama completa de productos cuidadosamente formulados que son frescos, efectivos, sensoriales… ¡y también divertidos!

Cuando se elaboran los productos de Lush:

  • Obtenemos nuestros ingredientes de forma ética, asegurando la máxima frescura y calidad.
  • Se hacen a mano, con cuidado y atención, para así asegurar la calidad y evitar los desperdicios.
  • Etiquetamos cada lote con honestidad, indicando la fecha y el nombre de la persona que lo elaboró, ofreciendo así la máxima transparencia.
  • Se preparan a mano cada semana, en pequeños lotes y bajo demanda de las tiendas para que conserven todas sus propiedades hasta llegar a tus manos.
  • No almacenamos grandes cantidades de ingredientes o productos; los vendemos cuando aún están frescos.
  • Se controlan los desechos de fábrica para reducir y reciclar siempre que es posible.
  • Todos nuestros productos son frescos, se fabrican y se venden en menos de 21 días, con una fecha de caducidad que se muestra claramente en las pegatinas de los lotes.

Esto es lo que hace diferente a Lush, el año pasado compramos:

  • 132,000 kg de sal marina
  • 23,000 kg de limones
  • 11,400 kg de plátanos
  • 11,000 kg de limas

¡Y es que ponemos la fruta entera!

Además de que los ingredientes naturales son más frescos por naturaleza, probablemente viajen menos al tener que llegar antes. Los productos frescos también tienen la ventaja de ser menos contaminantes.

Cuanto más frescos son los ingredientes, más nutrientes contienen. La fruta recibe un flujo constante de energía del árbol. En el momento en que abandona la rama comienza a descomponerse. Cuanto antes la utilicemos, mayores serán sus nutrientes y mayor será el beneficio para tu piel.

La frescura es la base de todo lo que hacemos en Lush. No solo te decimos hasta cuándo usar tus productos, sino también cuándo fueron elaborados para asegurarnos de que sepas exactamente su frescura. En la medida de lo posible, siempre utilizamos ingredientes frescos y de temporada que obtienen de forma ética para asegurarnos de conocer cuál es exactamente su procedencia. 

Defendemos que lo fresco es mejor, ¿y tú?

0%

de nuestro gasto en materias primas corresponde a ingredientes naturales

Sigue leyendo  →

Hecha a mano

0:00